¿Elon Musk se equivocó? Las pruebas de que el Bitcoin no daña al medioambiente

No hay pruebas que el BTC modifique el cambio climático

En un momento en que lo ecológico, el cuido del medioambiente y el desarrollo de “energías sustentables” están tan de boga, tener que reconocer que el minado de Bitcoin es una actividad que consume mucha energía eléctrica, no es de mucha ayuda.

Datos de la Agencia Internacional de Energía (AIE), y tomados por CriptomonedaseICO, señalan que en el mundo se consumieron en 2020 1,16 teravatios lo que se traduce en el equivalente a 116.000 gigavatios.

Algunos países como los Emiratos Árabes Unidos o los Países Bajos han aumentado su demanda eléctrica por el minado de la criptomoneda más popular en el mundo.

Cada año, el bitcoin supone 0,53% del consumo de energía a a escala global.

Tanto la AIE como la Universidad de Cambridge reconocen la poca existencia, o mejor dicho casi inexistencia de que el Bitcoin contribuya directamente al cambio climático.

Incluso, suponiendo que su minería funcionara exclusivamente con carbón, un escenario muy poco realista porque muchas mineras emplean energías renovables y las emisiones totales de dióxido de carbono no superarían 0,17% del total mundial.

A medida que las personas deciden poseer más bitcoins, aumenta la cotización de la moneda y ello hace que la minería sea más rentable.

Sin embargo, son muy pocos los particulares que realizan este proceso desde sus casas, ya que es bastante costoso, tanto en el pago del servicio eléctrico, como en la inversión para comprar las máquinas de minado.

Publicidad

No obstante, grandes compañías diariamente activan más mineros a la red y se incrementa la energía de procesamiento necesaria para solucionar la prueba de trabajo, que consiste en los problemas matemáticos referidos anteriormente.

Acuerdo climático de criptomonedas

Ante esta situación, hace pocos días se logró una nueva alianza que promueve la minería de Bitcoin con energías renovables.

La compañía minera de criptomonedas Argo y la desarrolladora de tecnología sobre blockchains DMG establecieron un pacto para promover la minería digital con energías renovables.

Ambas firmaron el denominado Acuerdo Climático de Criptomonedas (CCA), que busca reducir a cero las emisiones contaminantes dentro de la industria.

La iniciativa fue lanzada en abril de este año, pero las empresas se unieron al acuerdo el pasado 14 de mayo, según informaron a través de un comunicado público.

Con el CCA nace también el llamado Grupo de Hash Rate Verde, una asociación interna que delineará cuáles serán los objetivos de la organización y los requerimientos que deben cumplir sus miembros.

“El aumento de la demanda por las criptomonedas ha puesto de manifiesto el impacto ecológico que la tecnología basada en blockchains puede tener, y tendrá, en el mundo.

Los mineros de Bitcoin (BTC) a escala global representan actualmente hasta 0,5% del uso global de energía. Existe una oportunidad inmediata y crucial para descarbonizar este creciente uso de energía”, resaltaron las compañías en la nota de prensa.


¡Asegúrese de no perderse ninguna noticia importante relacionada con Criptomonedas! Siga nuestro feed de noticias de la forma que prefieras; a través de Twitter, Facebook, Telegram, RSS o correo electrónico (desplácese hacia abajo hasta la parte inferior de esta página para suscribirse). Bitcoin nunca duerme. Tampoco nosotros.


Descargo de Responsabilidad: Este comunicado de prensa es sólo para fines informativos, la información no constituye consejo de inversión o una oferta para invertir. Las opiniones expresadas en este artículo son las del autor y no representan necesariamente los puntos de vista de CriptomonedaseICO, y no deben ser atribuidas a, CriptomonedaseICO.

Los comentarios están cerrados.

Suscríbete a nuestro Boletín de Noticias
Regístrese aquí para recibir las últimas noticias y actualizaciones directamente en su bandeja de entrada.
Puedes darte de baja en cualquier momento
+ +